23 de septiembre de 2013

LRM Performance

El pasado sábado tuvimos el honor de asistir en el estudio de los autores (Berta Delgado y David Aladro-Vico) a una nueva versión de LRM Performance titulada "Memory Root Light". Muchos son los sentimientos y procesos mentales que se desarrollan en su visionado. Realmente es una suerte de bacteria que se te introduce en el cerebro y que vas desarrollando en tu interior los días sucesivos a su visionado. Con una música caustica, siniestra y cautivadora (compuesta por David, de sonido cuadrafónico) junto a una iluminación automática y unas formas y estructuras de movimientos irregulares, se van desarrollando una serie de escenas ante nuestros ojos. Unas veces más borrosas unas veces más claras, el cerebro involuntariamente intenta recrear un argumento racional, aunque cada vez que lo hace tiene que cambiar de lógica porque la escena cambia y no hay pistas. Planetas, mundos oníricos, 2001, animales fantasmagóricos, microorganismos, experimentos a nivel de especie, criaturas temerosas y temidas, vigilancia, lirismo, búsqueda...son algunas de las experiencias mentales que sentí en su visualización. No es fácil, porque a la media hora la mente intenta relajarse, pero el espectáculo continúa vigente unos veinte minutos más. Casi una hora de intensa performance onírica de gran calidad. Un gran trabajo de producción, mucho esfuerzo y mucha imaginación y talento es lo que aflora en esta nueva versión de LRM Performance.